MARATON CON PAPÁ

En Corricolari nos gusta fomentar el deporte y que ese amor por la actividad física se transmita de padres a hijos y cuando nuestro colaborador Carlos Ávila nos contó lo que tenía en mente no dudamos en apoyarle al 100%.

@elpapaquecorre, en Instagram, no podía tener otro reto en mente que correr con uno de sus 6 hijos( el séptimo viene en camino) y no iba a correr cualquier distancia no, se ha propuesto correr un maratón y nada menos que el duro maratón de Madrid del cuál volvemos a ser Media partner, y así nació #maratonconpapa

De momento Carlos está entrenando con un antiguo carro no muy preparado para la carrera y para que su hijo de dos años y medio vaya cómodo en él durante toda la maratón.

Pero eso cambiara en breve gracias a la marca Thule. La delegación española de la marca sueca referente en carritos de bebé,portabicicletas, portaequipajes,mochilas,bolsas y maletas de transporte deportivas, entre otras cosas …le cederá a Carlos para su reto un magnífico Thule Glide 2, un carro diseñado para corredores ya que es un carro de bebé para correr de alto rendimiento, con un diseño aerodinámico y ligero para sacar el máximo partido a la carrera con tu hijo, en cualquier terreno. Velocidad y seguridad con una rueda delantera fija y freno de mano integrado.

Así que en el siguiente capítulo de #maratonconpapa Carlos nos podrá contar sus avances y mejora de entrenamientos gracias a este gran carrito de Thule.

https://www.thule.com/es-es/strollers/jogging-strollers/thule-glide-2-_-10101952

Previamente a esta historia nosotros habíamos publicado, en el número de enero, una pieza sobre cómo transmitir de padres a hijos la pasión por el deporte, él cual os vamos a compartir a continuación:

Cultivar en los niños el amor por el movimiento y la actividad física durante toda su vida es una meta de muchos padres y madres.

Cuando los niños desarrollan un amor por algo, como el movimiento desde el principio, generalmente se queda con ellos de por vida.

Para asegurarte de que tu hijo haga suficiente ejercicio a medida que crece, debes asentar las bases para una apreciación del movimiento durante toda la vida en sus primeros años.

Sigue leyendo para descubrir cómo el amor por el movimiento comienza en casa,obtén ideas para inspirar a los más pequeños a que se muevan y disfruten, y aprendan por qué los niños físicamente activos se convierten en adultos activos.

  • El amor por el movimiento empieza en casa.

Los niños modelan las acciones de sus padres y otros modelos importantes en sus vidas cuando se trata de una multitud de comportamientos de estilo de vida, incluida la actividad física y los hábitos de acondicionamiento físico.

Un niño que observa a un padre, una madre o modelo a seguir participar en un nivel saludable de actividad física es más probable que acepte estos comportamientos por sí mismo. De manera similar, un niño que observa a su cuidador sentarse en el sofá durante períodos prolongados y participar en comportamientos sedentarios es más probable que acepte estos comportamientos como su norma.

  • Cómo inspirar el amor por el movimiento

La clave para inspirar el amor por el movimiento desde una edad temprana es mantener el enfoque en divertirse. Al igual que los adultos, es menos probable que los niños se emocionen por algo que no disfrutan. Además, si se están divirtiendo, probablemente querrán más, lo que les dará tiempo para practicar y mejorar sus habilidades.

A medida que los niños crecen y se involucran más en deportes organizados, ten en cuenta que a algunos niños les encantan los deportes estructurados y la competición, pero a muchos otros no. Mantén una definición más amplia de movimiento que incluya caminatas con la familia, bailar en la sala de estar, trepar a los árboles, hacer yoga o cualquier otra actividad que disfruten.

Lograr que los niños se interesen en el movimiento y la actividad física a una edad temprana aumenta la probabilidad de que obtengan todos sus beneficios antes, y es probable que su interés en el ejercicio continúe aumentando a medida que crecen.

Consejos para empezar

1. Asegúrate de que la actividad sea apropiada para la edad. Pedirle a un niño de 3 años que participe en un juego familiar de bádminton puede no ser la mejor manera de fomentar el movimiento. Sin embargo, bajar la red y darles una raqueta de menor tamaño con una pelota grande aumenta el éxito y mejora el factor de diversión.

2. Centrarse en las habilidades motoras. Estas habilidades ayudan a los niños con el equilibrio, la fuerza, la coordinación y el tiempo de reacción. Si tienes niñas o niños pequeños y en edad preescolar, mantén las actividades centradas en lanzar una pelota, saltar, escalar, carreras de obstáculos o andar en triciclo o bicicleta.

3. Pon a disposición juguetes activos. Trata de tener juguetes más activos que pasivos en casa. Cuando tu hijo o hija te pida un juguete nuevo, pídele que done un juguete pasivo a cambio de un juguete activo nuevo. Esto inclina la balanza a favor del movimiento y les enseña que menos es más.

4. Fomentar el juego libre. El juego libre es la forma en que los niños aprenden sobre sí mismos y su entorno. También es un momento excelente para hacer algo de ejercicio.

5. Mantente activo con tus hijos. Decirles a los niños de cualquier edad que “hagan algo de ejercicio” no siempre funciona. Sin embargo, si realizas esa actividad, es más probable que ellos quieran participar. Además, esto puede ser un ahorro de tiempo para los padres que trabajan y quieren hacer ejercicio pero luchan por estar lejos de sus hijos fuera del día laboral.

6. Crea un horario de actividades. Esto es algo que deberían hacer juntos y colgarlo en algún sitio visible de la casa. Decide, con tu hijos, una recompensa no relacionada con la comida cuando alcance ese objetivo.

7. Convierte las tareas del hogar en ejercicio. Combinar las tareas del hogar con actividades activas logra dos cosas: tu hijo completa una tarea del hogar y hace ejercicio mientras lo hace. Si tienes más de un hijo, convierte las tareas del hogar en una competición sana que implique ejercicio.

8. Déjalos elegir la actividad. Incluso los niños pequeños saben lo que les gusta, y sienten valorados cuando les preguntan sobre ello. Deja que tu hijo o hija elija algunas actividades o deportes que le gusten y participa en ellos en familia.

¿Nos ayudas a fomentar el deporte entre los más pequeños y a transmitir tu amor por la actividad física a tus hijos?

Nosotros seguiremos haciéndolo pues nos gusta la vida activa y saludable y Nos Gusta Correr.

Alex González

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*